Respuesta a un comentario sobre Michael Newton – Parte 2

Tal como comentaba en la entrada anterior recibí un comentario con una serie de preguntas centradas en Michael Newton, un autor que trata en sus libros sobre los espacios entre vidas, y que me dieron la idea de responder con más detenimiento, ya que se plantean cuestiones que creo son de bastante interés, no es sólo sobre lo que escribe, sino sobre otros aspectos que se tratan muchas veces. Esta es la segunda parte. Además, siguiente a dicho comentario hubo otro posterior, también añadiré algo sobre el mismo. 

Comentarios y Respuestas

Y entonces me aparece una pregunta más: Se supone que el ser humano cuando era homo sapiens no tenia dentro ningún alma, que empezaron a meterse dentro del cuerpo humano hace unos 3mil años o un poco más:

Dr. N: Me pregunto cómo era la situación de los bebés antes de que las almas llegaran a ayudarles.

P: El cerebro era demasiado primitivo entonces como para conceptuar el trauma del nacimiento. Había poca conciencia, (risas) Claro que yo no estaba en aquellos días…

Oopart - www.vueloalalibertad.com

Piedras de Ica, que la ciencia considera un fraude, como todo lo que no cuadre con lo que han decidido que creamos, pero que si se examina deja más dudas que certezas.

Homo Sapiens… Bien dices se supone, porque no debemos participar en ese juego de limitar lo que somos con teorías sin demostrar… Se han encontrado huellas de vida humana en época de los dinosaurios, han existido civilizaciones hace cientos o millones de años en este planeta. El cuento de la evolución sigue en el nivel de Teoría, por mucho que nos la quieran meter como Ley, pero no lo es. Apenas hemos empezado a rozar con una aguja la superficie del planeta y cada vez que lo hacemos aparecen cosas más raras, ruinas ciclópeas en el mar del Japón, estructuras en bloques de mil toneladas en Rusia, pirámides por todas partes, y cada vez que aparece un Oopart se ignora por la ciencia, pero si aparece un hueso humano junto a unas herramientas de piedra eso confirma la evolución… ¿Y si ahora se destruyera este mundo y dentro de 300.000 años alguien descubriera los restos de alguna tribu actual del amazonas, que ahora sigue en la Edad de Piedra, y con eso concluyera que en este tiempo es lo único que había, y en cambio si descubriera un objeto tipo Oopart lo ignorara…? Estaría construyendo un pasado a la medida de sus intereses, de su universidad, de los libros que publica o, incluso, de quienes detentaran el poder en esa sociedad, ¿tal como pasa ahora tal vez…? (*)

Interesa que creamos que aparecimos ayer, como mucho unos 200.000 años como unos seres muy primitivos, que somos la repera evolutiva y que todo es evolución porque sí, y todo porque de esa forma la gente esta muy quietecita creyendo que mañana vivirá mejor que hoy porque sí, porque es cosa de la evolución… Pero los datos fuera de la historia oficial, incluidos los estudios genéticos más avanzados, hacen sospechar otras cosa.

Tú, yo, aquel y el otro podemos llevar miles de vidas viniendo a este planeta o a otro, ¿quién lo sabe? Reducirnos a unos pocos miles de años es ridículo, pero lo que si es cierto es que para un alma no puede revestir mucho interés encarnar en un cuerpo con ciertas limitaciones. Un alma tiene ante todo un grave y terrible problema: Deseos… Y esos deseos deben encontrar un espacio para poder, por lo menos, intentarlos.

Y aquí hago un inciso para tu segundo comentario, en el cual hablas del engaño para encarnar. Es evidente que un alma enganchada a los deseos no necesita lugares donde reciclarla, hacerla entrar en razón y guiarla. ya vuelve −como decía Osho− a entrar de cabeza en el primer cuerpo disponible, pero un alma que haya tenido en su vida la oportunidad y la inquietud de investigar (razón por la cual creo que buscan también eliminar el Estado del Bienestar, porque si tienes que luchar toda tu vida por la supervivencia no queda demasiado tiempo para profundizar en ciertas cuestiones), necesita que se le ofrezcan buenas razones para volver… Buenas en relación con los condicionamientos que tuvo aquí abajo, porque puede tener deseos, pero ese alma debe de creer que los puede realizar. Además, si es cierto acerca de esos Predadores se alimentan de nuestra energía, también necesitan que nosotros podamos expresar la máxima cantidad de nuestro potencial, dentro de los límites lógicos que no nos demos cuenta de lo que realmente sucede.

Entonces me pregunto con esta nueva sorpresa, ¿quien soy yo? El cuerpo humano o el alma que mora en el cuerpo humano? Y quien es ese cuerpo humano que recibe ayuda del alma y que antes vivía sin su ayuda?

¿Quién eres tú? Yo más bien te preguntaría: ¿Quién crees tú que eres?

Yo no lo sé, pero si sé que si te lo preguntas lo vas a saber, quizás no inmediatamente, o quizás si, pero al final lo vas a saber. Recuerda que la calidad de las respuesta sólo está en la calidad de las preguntas, si preguntas tonterías te van a responder tonterías, pero esa pregunta es de gran calidad y la respuesta va ser de gran calidad, pero para que merezca la pena sólo te la puedes dar tú a ti misma, no permitas que otro te diga quién eres tú.

Hay decenas de interpretaciones sobre este particular, ninguna me convence del todo, y por mi parte creo un poco lo que dice Newton de que nos integramos en un cuerpo que sin nosotros podría vivir igualmente, pero no totalmente como lo explica ni porque lo diga él, sino porque antes de leerle ya tenía esa sensación de diferenciación entre el cuerpo y quién soy (el lunes publicaré una regresión donde puede observarse esa división).

Mente bajo control - www.vueloalalibertad.comEn esa investigación también hay que tener en cuenta que hay esa otra parte que es la mente, la cual aunque muchos pretendan ser dueños y señor de ella, creo que realmente son pocos los conscientes de qué alejado es eso de la verdad y cómo esa mente les engaña, porque tanto desde el punto de vista de la química del cuerpo (ver por ejemplo este artículo), como desde el punto de vista de los estímulos y condicionamientos que la sociedad en la que vivimos nos impone (con manipulaciones muy hábiles y eficientes), hasta la parte espiritual que mejor no hablar, resulta difícil saber quienes somos, pero hay que tener clara, como primer paso, la diferencia entre mente y consciencia.

La única forma de percibir esa realidad en estados de meditación profunda, y no olvidemos que eso lleva el bonus de proporcionar cambios en el cuerpo muy positivos. Creo que si somos capaces de conectar de forma verdadera con nuestro interior con la suficiente frecuencia, todos esos condicionamientos sin excepción terminan por caer y, también, terminamos por empezar a darnos cuenta de quienes somos, pero no es algo fácil, no está que yo sepa al alcance del primer intento, y es necesario disciplina.

Sigamos… Aceptemos que es cierto que ese cuerpo tiene su propia identidad y que nosotros como alma lo invadimos. MI interpretación sobre tu pregunta es que ese cuerpo humano vivía más en paz, más en armonía sin su ayuda como dices… ¿No ves los animales en la naturaleza que pocos conflictos tienen de personalidad y de objetivos…? Nuestra alma humana arrastra muchos problemas y se los carga a ese cuerpo que, le guste o no le guste, tiene que soportarlos y hasta somatizarlos… Incluso si lees el libro de Cabouli que cité en la entrada anterior verás que hasta quiere asesinarlo… Creo que, si eso es así (mantengamos una duda razonable), nuestros cuerpos salen perdiendo en el negocio, pero esa mi interpretación.

Eso sí, si esto es así, ¿te has parado a pensar en que también pueden encarnar otro tipo de entidades en esos cuerpos o no encarnar ninguna? Esto es para un análisis más largo, pero merece la pena hacerlo, puede responder a muchas cosas extrañas.

¿Eso quiere decir que los animales no tienen alma?

Gata Noa - www.vueloalalibertad.com

Tengo la sensación de que algunos animales tienen algún tipo de alma, como tienen su propio tipo de inteligencia, pero no puedo asegurarlo. Lo digo así por observarles y porque tengo la idea, quizás errónea, de que ciertas actitudes son propias de algo que tiene alma. No sé más, así que me quedo con lo importante: Lo bueno que ofrece a mi existencia el animal con el que vivo (una gata) y por lo que le doy gracias. Y aunque su forma de reaccionar cuando nos encontramos por primera vez fue bastante rara, como si ya me conociera lo cual implicaría algún tipo de alma, esa para mi es la esencia, lo importante ya que no puedo ir más allá… Pero por si quieres saber más sobre ello este artículo me gustó: El Alma de los Animales, pero tampoco digo que eso sea la verdad.

Pero luego dice que los animales se van a un sitio diferente al nuestro en el mundo del espíritu, que son diferentes a nosotros, un tipo de alma totalmente diferente y divididos por secciones acuáticas, de aire y de tierra. mi pregunta es, ¿cómo van a necesitar agua en el mundo de los espíritus si ya no son peces, o cielo si ya no son pájaros para volar?

Aquí has hecho diana… Lo que dices es irrefutable, y mira tú como será mi forma de proceder que en esto ni me había detenido, me parecía un juego mental para entretenerse pensando en cosas que no aportaban nada importante para mi objetivo, pero tú te has parado y lo has desmontado con una pregunta muy acertada. Mis felicitaciones, lo que dices es imbatible. Como ves, el problema de querer tener respuestas para todo lleva a decir cosas que no tienen mucho sentido, es mejor decir no lo sé y seguir intentando aprender.

Se supone que nosotros hemos salido del agua, la creación surgió ahí de nuestra especie y no veo que estemos viviendo en el agua. Entonces son muchas contradicciones. puedes explicarme alguna o alguien que este leyendo esto puede explicarme si estoy equivocada?

Lo has clavado otra vez, porque bien dices: Se supone…

Una vez más vivimos de ideas, creencias, condicionamientos y, una vez más, en realidad no sabemos nada con certeza…

No creo que estés equivocada, todo lo que preguntas tiene mucho sentido, y siento no poderte dar mejores respuestas, pero en mi caso he aceptado como modo de vida, a nivel intelectual e interior, el dudar y preguntar, no el afirmar a menos que tenga un mínimo de un cien por cien de seguridad, y eso sucede raramente y con pocas cosas.

Pero si te puedo afirmar, como decía al principio, que el problema de muchos autores y personas es que quieren dar y tener un credo que lo abarque todo, lo explique todo, quieren tener una verdad total y que, además, sea la suya… No aceptan tener, con suerte, una parte de la Verdad, una pizca…

En todo caso lo peo, es que esa necesidad de seguridades lleva a unos a interpretar, incluso dogmatizar, y a otros tomar esas interpretaciones como verdades, y quiero comentar un ejemplo que se me ocurrió al hilo de leer tu segundo comentario: Las almas viejas.

Hay una cosa que me resulta curiosa y hasta divertida entre esas interpretaciones que escucho a veces: Cuando se observa a alguien que hace algo de forma especial, como cantar y tener cierta facilidad para moverse frente al público, he oído decir bastantes veces Alma vieja - www.vueloalalibertad.comque es un alma vieja. Me pregunto a quién se le ocurrió tan peregrina idea… En realidad, es un alma que seguramente es capaz de recordar una actividad concreta a la que está muy apegada (para empezar el apego es contrario a lo que siente un alma vieja, o más consciente) y que practicó en el pasado, con lo cual es capaz de hacer dicha actividad con especial maestría, no ha tenido que partir de cero como todos los demás. Incluso puede que haya cierta herencia familiar que los científicos atribuirían al ADN, pero creo que aunque pueda tener cierta relación es más bien una herencia energética, vibratoria. Pues para mí eso no es lo que se atribuye a un alma vieja, porque entendiendo como tal un alma más consciente, que lo primero que buscaría sería vivir con cierta privacidad, discreción, incluso apartada y en silencio, no bajo los focos y masajeando su ego entre las multitudes, ¿para qué iba a necesitar eso un alma altamente consciente, un alma vieja? ¿Qué tipo de valores le estamos atribuyendo a la espiritualidad…?

Este para mí es un ejemplo de lo que digo muchas veces cuando alguien dice es que yo pensaba, y respondo: No pensabas, creías… Hay una gran diferencia entre pensar y creer, pensar implica analizar seriamente y profundamente nuestras creencias y las de otros (como has hecho con el libro de Newton), y creer es demasiado a menudo adscribirse a las creencias ajenas simplemente porque resuenan bien, son amables o parecen, repito parecen, tener sentido.

Volviendo al tema central de la entrada: Como he dicho en otros sitios sé que, por lo menos, una parte de lo que relata Newton es cierto, porque lo he percibido por mi mismo en una ocasión y porque otros me han relatado cosas que él explica (sin que en ninguno de esos casos antes se hubiesen leído sus libros). Por ello me quedo con los hechos, pero no con sus interpretaciones condicionadas por sus propias creencias o condicionamientos (que todos los tenemos), y tampoco me quedo con la interpretación o todo lo que dicen sus pacientes porque, igualmente, pueden estar condicionados por sus propias creencias y, además, mi propia observación de esos espacios y de los seres que ahí se encuentran me hace dudar de que son y a qué intereses sirven, y no soy el único que duda… (Como ya señalé antes de ello en Reflexiones Sobre los Espacios Entre Vidas y en una regresión donde pregunto qué son esos seres luminosos.)

Me has dado la confianza de compartir conmigo tus dudas, y tengo la sensación de no haberte respondido tan bien como esperabas, pero lo he hecho con sinceridad y sin pretender tener la razón porque igualmente puedo estar equivocado, en muchos casos habla mi interpretación, no siempre mi experiencia, pero espero que estos dos largos textos por lo menos pueda aportarte algo de valor, o una idea para enfrentarte de la mejor forma posible con las dudas que te vayan surgiendo en el camino.

Gracias una vez más por tus comentarios y tu confianza.

(*) Hablando de la antigüedad que se atribuyen a ciertas cuestiones dejo aquí un enlace, pero presten atención a la fotografía de la mano de hace 35 o 39.000 años, porque se supone que hablamos de tribus primitivas, cuyos componentes tenía vidas duras, difíciles, por tanto las manos tanto de hombres como de mujeres debían ser muy fuertes, con muñecas anchas, pero la pintura es fina, elegante, como de pianista… ¿En qué estaba pensando quién pintó esa mano, en qué se inspiraba…? ¿Quizás las cosas no son como nos las quieren ver aparecer?

Descubren pinturas de 39,900 años de antigüedad en una isla de Indonesia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *